Gallocanta.

Entre Zaragoza y Teruel encontramos la Reserva Natural de la Laguna de Gallocanta. Es un lugar de paso de la mítica migración de grullas que llegan del Norte de Europa en dirección a zonas más cálidas como el Sur de España y Norte de África. Pueden llegar a reunirse más de 40000 ejemplares.

También pueden encontrarse otras especies, tanto de mamíferos, aves y reptiles. Aunque no siempre es fácil verlos. Hay una red de hides donde poder hacer esperas.

Con suerte, si el día acompaña, se pueden contemplar en vuelo estos majestuosos animales con espectaculares luces.

Hay un centro de interpretación dirigido a toda la Reserva, punto de mucho interés informativo para el visitante. De este mismo punto una pasarela de madera te acercará a un mirador. Es uno de los puntos más cercanos a la laguna.

Alojamiento y contratación hides: Allucant.

Fotografía de Naturaleza.

Sin ser una experta pero sí una gran observadora y entusiasta, podría decirte que la fotografía de naturaleza es un sentimiento y una dulce pasión, y sí, es verdad, pero también otras cosas…

Un sueño recurrente que tengo, es que estoy en la cola de embarque de un aeropuerto cualquiera, ni tan si quiera es el de mi ciudad, y de repente, me doy cuenta que no llevo la cámara y los objetivos en la mochila. Y lo peor de todo, no sé ni dónde están, y no hay tiempo de volver a casa, os podéis imaginar el sofoco y el agobio… Afortunadamente me despierto siempre antes de saber el desenlace, pero es tal el realismo, que cuando abro los ojos no sé si es sueño o lo he vivido, y hasta que no entro en razón no me quito el susto del cuerpo…

La fotografía de naturaleza también es un sufrimiento y un quebradero de cabeza, por no decir, que la gran mayoría de veces es un pluriempleo, y generalmente sin ser remunerado. Constantemente haciendo cábalas mentales, y así organizar ir a un lugar en un período determinado porque hay tal bicho o tal paisaje que me gustarían ver. Intentar pedir las vacaciones para que te coincida con la migración de ese animal, y que a su vez, no esté atestado de gente. 

Es un esfuerzo económico en muchas ocasiones: el equipo, todo lo que conlleva el viaje, la ropa y el calzado adecuados… y siempre teniendo en cuenta que hay facturas y recibos que pagar a fin de mes. Además es un acto de fe, tienes que confiar que la persona encargada de llevarte a dicho lugar no te estafe, y todo ello fruto de los prejuicios y las experiencias vividas, en muchos lugares pagas solo por tu cara de blanquito. Pero es verdad que encuentras siempre gente maravillosa y acogedora, que te ayudarán de manera altruista, y puede que se conviertan incluso en tus amigos. El hecho de viajar te abre la mente y te da lecciones de vida constantemente. 

Depende del lugar dónde te metas, tu salud e integridad física pueden correr cierto riego, o hasta demasiado riesgo. Paliar las picaduras de algún bicho, que ni sabes cuál es, te has despertado con la mano hinchada y con un habón, y encima pica y duele mucho… cortes, golpes, quemaduras, caídas tontas… y todo ello siempre en el mejor de los casos, al final queda en anécdota. Y me atrevo a decir que puedes vivir situaciones que te hacen temer hasta por la propia vida, ya sea por uno mismo o por los que te rodean, y en ocasiones el centro de salud se encuentra a cientos de quilómetros… El botiquín siempre me acompaña.

Cabe mencionar también, que muchas veces te expones a las inclemencias meteorológicas; calarte de agua hasta la ropa interior, pasar frío y calor, caminar mucho y llevar mucho peso. También experimentas el miedo y el dolor. Largas esperas en lugares de difícil acceso, dormir en cualquier sitio, comer cualquier cosa para llenar el buche, cerciorarte que el agua que bebes está embotellada, no poder ducharte… Guardas de parque malhumorados y con mala leche, inundaciones en los pasos o puentes rotos. Horas muertas en aeropuertos, equipajes perdidos, robos, retrasos en los vuelos, no poder despegar de un aeródromo porque una manada de leones ha decidido descansar en medio de la pista, pagar una fortuna por un café, que unos monos, mal acostumbrados por personas, te acosen para que les des comida; visitas nocturnas inesperadas, el susto que te llevas es inmenso… y muchas veces estás solo!

Por no hablar de los imprevistos técnicos que puedan suceder, que los hay. Falta de batería en los equipos porque la noche anterior el generador se apagó antes de lo esperado… rotura de lentes, tortazos a la cámara, motitas de polvo en el sensor en el peor momento, insuficiente memoria para almacenar más fotos… Averías en los coches que te llevan a los sitios, ruedas atascadas en el barro y pinchazos. Lugares cerrados o mal indicados, barreras idiomáticas…

La fotografía de naturaleza implica en sí misma muchos retos y obligaciones. Tienes que documentarte muy bien, no solo sobre el aparataje y equipos, sinó también estudiar el terreno de destino. Conocer la biología y el comportamiento del animal, la geografía y la orografía del paisaje y del lugar. Y a su vez, entender y saber los peligros que entraña todo ello. Es importante tener en cuenta las peculiaridades culturales y las costumbres de la región. Reciclarte en nuevas tecnologías y leer mucho. Tener inquietud, ser curioso y preguntar sin vergüenza ni tapujos, ser crítico, empático y amable. Aprender, practicar, recibir consejos y ser humilde. Debes ser respetuoso siempre y saber cuál es el momento de retirarse y volver a casa. Ser paciente y no perder nunca nunca la esperanza ¡quién dijo que fuera a ser fácil!

Pero sabéis qué… al final del día lo pienso y este es mi lugar, este mundo no lo cambio por nada, me encanta y es mi gran pasión. Es un estilo y un modo de vida. En el camino he encontrado muchos personajes y grandes personas, y tengo la gran fortuna de decir que muchos son amigos, y eso no lo cambio por nada. He visto lugares y cosas increíbles y he vivido experiencias inolvidables, y para mi esa es la salsa de la vida ¡Y las que están por llegar! La recompensa es muy grande. Esta es mi experiencia y para lo bueno y para lo malo este es mi mundo.

 

 

Síndrome de abstinencia.

Las fotos, los olores y las canciones entre otras cosas nos evocan momentos pasados que quedarán por siempre en nuestra memoria. Esta foto me hace recordar y revivir una de las sensaciones que más me gustan, primero porque es un oso y eso ya genera emoción de por si… pero me encanta aquello de tener que contener en cierto modo la alegría y la emoción por no romper la escena, tenemos que seguir en silencio y quietecitos, eso hace que por dentro de uno crezca un torrente de super locura gustosa concentrada. Endorfinas, serotonina y adrenalina surfeando por mis venas. Te diría que pillas una turca de salvajismo. Lo cual te genera un mono irresistible. Creo que estas cogorzas te alargan la vida. En definitiva, la naturaleza te alarga la vida. Tengo síndrome de abstinencia ahora.

Esta foto es la representación visual del inicio de esta sensación. Viaje realizado con Piros Explorer.

Buen camino.

Y quién no conoce el camino de Santiago, ruta de Peregrinación. Son varios los caminos que puedes hacer hasta Santiago, todos tienen su encanto y su belleza. El más elegido es el camino Francés, empieza en Saint Jean Pied de Port. Un pueblito en el pirineo francés, en plena campiña.

El camino se hace por varios motivos, hay para quien es una promesa, un motivo religioso, un reto… incluso todo a la vez. A veces lo iniciamos y encontramos, con el paso de los días y los quilómetros el motivo exacto.

Personalmente es una experiencia que debe vivirse al menos una vez en la vida. Hay muchas maneras de realizarlo, desde la manera más austera hasta la más confortable. Hay albergues municipales y hoteles, puedes hacer que te lleven la mochila, y hasta puedes realizar tramos con transporte público y taxis. Cada uno debe escoger la manera de peregrinar que más se le ajuste.

Pero todos coinciden en que el Camino es una aventura que vuelve a la esencia de la vida. Un simple gesto se convierte en un gran gesto. Para lo que a uno es una minucia ayudar, para el otro es un gran mundo, y te lo agradece enormemente. El Camino une a las personas.

Polonia 2021. Diario de un viaje.

Y con mucha ilusión empiezo un viaje a Polonia. El objetivo es ver fauna de la manera más auténtica, sin barreras, sin hides… tendremos que pasar muchas horas esperando y buscando, pasaremos frío y hambre. Pero al final ver algo todo lo compensará. Además el lugar es un paraje natural espectacular, el otoño empieza a explosionar. Ánimo equipo!!!!

Día 1.
Llegada a Cracovia. Vistas desde la habitación. Y a descansar!

Día 2.
Y no todo van a ser bichos grandes, era un día de lluvia y nos dirigíamos al punto de observación. De repente el guía detuvo el coche y bajamos todos sin saber aún qué pasaba… de lejos había visto esta bonita salamandra, nuestra cara de alucine era un cuadro, aquello era como encontrar una aguja en un pajar. Es importante ir con los cinco sentidos puestos, y con velocidad moderada en territorio animal, de no ser así hubiera sido muy fácil no verla y acabar con ella.

Dia 3. Hoy el despertador suena a las 4:15. Como cada mañana bajo a la entrada de casa a esperar al grupo. Hace fresquito. Esta mañana nos dirigimos al río a hacer la espera. Es de noche, pero aún así observamos las huellas que hay hasta el punto. Mi compañero, que era el último, comenta que ha notado como algo nos perseguía todo el rato y oía algún chasquido de ramas. De camino de vuelta al coche encontramos estas huellas en nuestro mismo sentido. Antes no estaban. Está claro que alguien nos ha seguido. Aunque no los veamos ellos están allí, se nota su presencia.

Día 4. El cambio de las hojas de los árboles a otoño es evidente, de un día a otro se puede observar como los tonos verdes pasan a ser amarillos, naranjas y ocres 🍁… el paisaje es espectacular, las temperaturas empiezan a caer y los animales nos dan indicios continuamente de su presencia, por donde pasamos no paramos de ver huellas 🐾. Hoy el equipo, enfundados en sus camuflajes, han visto bisontes y lobos, les encanta reposar al sol. Y a nosotros observarlos.

Día 5. Hoy el despertador suena a las 4:30. Hoy vamos hasta el camino que nos lleva al punto de espera en un coche de los de verdad, un 4*4 de los auténticos y clásicos, de los que los puedes meter en cualquier lado sin que te vayan a dejar tirado, toda una aventura! Me ha encantado! Nos adentramos en el bosque por el sendero que nos llevará al lugar de espera, es de noche aún, y hemos de procurar hacer el mínimo ruido posible, los animales no entienden de errores o despistes, y si nos oyen… Nos enfundamos el camuflaje y nos situamos en el mejor punto. Después de horas de espera, justo a las 9 aparecen estos 3 lobos!!!! 🐺🐺🐺 La verdad es que en el momento que aparecen lo único que haces es disfrutar de ellos sin más, que ya es mucho, pero cuando llega la tarde y te das cuenta de lo que has visto horas atrás, es cuando alucinas y ni te crees que hayas vivido lo que has vivido. Personalmente me parece increíble. Esto es un no parar. Hoy me reafirmo que son imprescindibles unos prismáticos! Perdonar por mi mal pulso!

Día 6. Hoy se han unido al equipo nuevos componentes!!!!! 👏🏼👏🏼 Cuando vives una aventura de este tipo con gente desconocida, donde las emociones están continuamente a flor de piel y probablemente estés viviendo esas experiencias por primera vez; que tengas la gran fortuna de coincidir con personas que no solo te hacen una convivencia agradable, sinó que además, te ríes, buscas un confidente que te escuche o te dé consejo, nos prestamos cosas y nos explicamos la vida!! Todo ello hace que todo sea aún más emocionante!! A veces, incluso, nace una amistad que perdurará en el tiempo. Y eso es muy bonito. Supongo que al final nos unen más cosas de las que nos separan. Acaba el día, aún nos queda mucho camino por andar en esta aventura!!! Nos vamos a descansar que mañana hay que madrugar!! Equipazo!! 🐾🐾

Día 7. Y esta soy yo!!! Hemos de estar con los sentidos al máximo rendimiento. Ayer a primera hora de la mañana nos sorprendió un gran bisonte en la carretera. Insisto en la importancia de unos buenos prismáticos, así todo el equipo controla las diferentes áreas en los puntos de espera. Aunque debo decir que la experiencia es un grando, y generalmente el que los ve es nuestro súper guía @ielt2_wildlife , pero nosotros no desistimos en nuestro intento! A veces suena la flauta! 🤣🤣. Es importante camuflarse lo máximo posible para no ser visto, como también, estar en silencio, y moverse lo mínimo. Imprescindible mantener un “olor humano” lo más neutro posible, nos han proporcionado jabones que usamos para nuestra higiene así como para las prendas que queramos lavar, esos días mejor no usar químicos perfumados🙂. Parecerá una tonteria todo esto, pero los animales tienen los sentidos muy muy agudizados, y todo suma para poder aumentar las posibilidades de avistamiento. Es un trabajo en equipo y todo cuenta, no hay margen de error! El día empieza con un amanecer impresionante, esos colores en los montes otoñales… Nos movemos por diferentes puntos a cada uno más bonito, son lugares de paso de animales clarísimamente, los rastros y huellas son contínuos. Osos🐻, lobos🐺, bisontes🦬, jabalíes🐗… Seguimos muy atentos cuando vamos en el coche, es territorio animal y no paramos de ver zorros🦊, serpientes🐍, ungulados🦌… Esto está muy animado! ✌🏼✌🏼✌🏼✌🏼✌🏼✌🏼

Día 8. Qué día!!!!! Despertador 4:00. De nuevo vamos en un coche militar 👌🏼. Llegamos al punto de espera y a la que salen los primeros rayos de sol aparecen los primeros lobos🐺. Nos movemos por otros puntos y cada vez aparecen más lobos. Unos vienen y otros van. A la vez hemos podido contar hasta 7. Momentazo! Después de un buen rato de estar observándolos se han ido. Nos movemos de nuevo, y nos sorprende un zorrillo🦊 en modo acecho… está a muy pocos metros, estamos tan bien camuflados, quietos y en silencio que parece que ni se ha enterado de nuestra presencia, somos unos cracks! ✌🏼 Finalmente desaparece. Ni se ha inmutado, es lo que pasa cuando te enseñan a que por encima de todo prima el respeto y el conocimiento del animal, saber su comportamiento y hábitat… y en base a ello posicionarte en un lugar u otro, saber actuar… Y de ahí los resultados!! Seguimos nuestro camino de vuelta a casa. Por la tarde nos vamos a otro punto, y sorpresa!!!!!!! Gato carpático!!!! 🐱 Ha sido fugaz, pero lo hemos visto!!!!!! Seguimos viendo huellas de oso🐻, entre otros… No se le puede pedir más al día, volvemos a casa a descansar. 🔝

Día 9. Esta mañana hemos ido al río, la verdad es que esto esta siendo una aventura en mayúsculas!!! Con las botas puestas cruzamos directos hasta la otra orilla. Nos hemos empapado por completo 😂! No podíamos reir más, el agua me cubría literalmente hasta las ingles! 💪🏼💪🏼💪🏼💪🏼 Ha valido completamente la pena, el lugar es una belleza!!🍁🍁 Por la tarde, hemos estado con los guardas por territorio lince, nos han explicado muchas cosas sobre su comportamiento y hábitat. El lugar es espectacular. Ha sido genial, gente muy muy agradable, acogedora, entrañable y con un gran sentido del humor!! 🔝 Ha sido un auténtico privilegio que nos dedicaran este tiempo, agradecidos es poco. Es noche cerrada y ya volvemos a casa para descansar… cuando de repente cruza delante nuestro una osa con sus dos crías 🐻🐻🐻!!! Nos paramos y los oímos respirar, pero cada vez más se alejan por la maleza, estamos alucinados de lo que ha pasado… no se podía acabar mejor el día!!!! 🐺🦊🐻🦬🐱🐍🦌🐾

Día 10. De nuevo volvemos al río. Llegamos de noche y poco a poco va aclarando el día. Hace frío y me he vuelto a empapar los pies. Esta vez voy preparada y me he traido más calcetines! ✌🏼. Las esperas son duras. Es mucho rato observando y estando atento a todo, puede suceder cualquier cosa. Hemos de estar en silencio y bien quietos. Que nadie note nuestra presencia. Mi cabeza va a mil por hora además, no puedo parar de pensar en cosas. Hoy siento un poco más de frío que días anteriores. Se me ha dormido la pierna, y no me noto el culo ya, voy a intentar cambiar de posición muy sútilmente, estoy sobre un tronco, descanso el cuerpo aguantando todo mi peso sobre mis manos y brazos durante unos segundo. Parece que me recupero. Vuelvo a la posición anterior. Seguimos de guardia. Después de unas horas decidimos que se ha acabado la espera. Volvemos al coche. Hemos de cruzar el río de nuevo. Me empapo otra vez. Pero sigo teniendo calcetines secos!!! Así que me quito las botas y me acomodo!!! Esta vez no hemos visto nada, esto es algo que puede pasar cuando lo que quieres ver son animales salvajes, a veces los ves otras tantas no. Personalmente creo que esta manera de ver fauna tiene un meritazo espectacular, y proporcional es la alegría cuando ves algo. No es nada fácil, a veces se sufre y a veces el sueño te vence. Pero es tan real como la vida misma. Y si cuesta, más motivación tienes para seguir intentándolo día tras día. Has de tener un alto control mental y ser muy tenaz y perseverante. Y sobretodo tener mucha ilusión!! Un gran reconocimiento para quien se dedique a esta profesión, especialmente a nuestro súper guía @ielt2_wildlife , no cesa su empeño en enseñarnos mil cosas de este mundo y nos trasmite su pasión, eso se nota🔝 . Esto engancha, y mucho!! Estas aventuras te marcan. Por la tarde, de camino al coche, nos hemos detenido en un claro rodeado de bosquetes para observar y escuchar, de repente todo eran ruidos muy muy claros a escasos metros nuestro, algo grande estaba allí, no lo hemos visto, pero sí lo sentíamos🐻!! Ha sido brutal!! Mañana es nuestro último día, así que nos vamos a casa a descansar. 🐾

Día 11. Despertador 4:30. Hoy es nuestro último día y lo vamos a aprovechar al máximo. Llegamos al punto de espera. Nos sorprende un cárabo volando a muy muy poca diatancia, notámos el aire del aleteo prácticamente. Ha sido brutal. Nos movemos por diferentes lugares. Los prados amanecen con escarcha, premonición de que se va acercando cada vez más el frío. El mismo paisaje nevado tiene que ser espectacular. Por la tarde vamos a poner en práctica todo lo aprendido durante el viaje. Cada uno hará la espera donde más le apetezca. Yo decido ir al río, que es donde empezamos la aventura. Me coloco lo más escondida posible y espero. Dos compañeros más también hicieron espera en el río, pero nos colocamos de tal manera que la separación entre uno y otro hacía que no nos vieramos. A la práctica estábamos solos. La verdad que telita la sensación de estar solo. Los sonidos se mágnifican y parece que todo está allí y está mucho más cerca. Impresiona mucho. La adrenalina está disparada todo el tiempo. Es momento de regresar al lugar para regresar a casa. Es momento de despedidas, los dueños de la casa nos dicen adiós, gracias a ellos nos hemos sentido como en nustra propia casa, cosa que agradecemos enormemente, los recordaremos siempre. La aventura ha acabado, el balance es súper positivo, hemos visto gran cantidad de animales, el equipo ha sido genial, teníamos el mejor guía y el lugar es idílico. Colgamos los camuflajes con la ilusión de volver a emprender una aventura igual muy pronto. La vida salvaje engancha. Muchas gracias.

Viaje realizado con Piros Explorer.